La república: 130 expertos médicos toman una posición?

La república: 130 expertos médicos toman una posición?
(Tiempo de lectura: 4-7 minutos)

Comunicado de prensa n ° 1/2019

Comencemos bien el año aprendiendo de las páginas del periódico nacional "La Repubblica" que hasta 130 "expertos médicos" habrían tomado una posición en contra de las "falsas alarmas" que se extendieron después de nuestros análisis de algunas muestras de vacunas.

Curiosamente en las mismas horas recibimos la invitación oficial para presentar nuestros resultados al parlamento polaco en Varsovia (la cita es para el 8 de enero https://goo.gl/JDHsaq).
Ya aquí surgen las primeras dudas, ya que aunque nuestra asociación ha escrito a las autoridades nacionales responsables de la salud y el control de drogas mucho antes de las controversias de los medios que han estallado en los últimos días, NINGUNA de estas instituciones nos había dignado para dar un reconocimiento mínimo; Por lo tanto, es inevitable tomar nota de un hecho: en Polonia, donde ciertamente la situación regulatoria no es mejor que la nuestra, hay una apariencia de democracia que permite la discusión pública y, sobre todo, el diálogo de la política con los ciudadanos; En Italia, hasta la fecha, todo esto falta. Falta el más mínimo interés en el diálogo, faltan respuestas a las solicitudes (públicas o privadas) de sus ciudadanos, en resumen, faltan los fundamentos de la democracia.

Pero volvamos al artículo de La Repubblica, que se encarga de informar que 130 expertos han tomado una posición en contra de la difusión de datos de análisis.
Según el periódico, estos expertos están formados por grandes éxitos de universidades italianas, la ISS y hasta 15 instituciones extranjeras. Excelente, por nuestra parte, notamos que NADIE de ellos había dado alguna señal de interés a nuestros correos electrónicos (destinados a Aifa, ISS, Ministerio de Salud, y también a la Universidad de Padua después de las últimas controversias que surgieron después de la donación de la ONB a nuestro asociación).

Sin duda, el único organismo que dio respuestas, aunque incompletas e insatisfactorias para nosotros, fue Ema, que, además, en su respuesta le pidió a Aifa una buena parte de las aclaraciones solicitadas (respuestas de enlace https://goo.gl/JZz3xm).

Bueno, ¿qué debemos deducir de esto? Por ejemplo, ¿a nadie le importó ninguno de estos resultados o incluso dar una opinión autorizada sobre ellos, antes de que terminaran en las páginas de un periódico? ¿O que a nadie le han preocupado o preocupado los resultados en sí mismos, porque evidentemente lo único que causa preocupación es que se divulguen los mismos resultados? Parece que lo más importante para ellos es que no se sabe nada de lo que ha surgido. Por supuesto, la justificación de este estado de cosas está dada, según ellos, por el hecho de que estos análisis nuestros no tendrían "nada científico, transparente, reproducible".

Palabras pesadas, palabras grandes, pero ¿se fundan?
¿Es verdad lo que está escrito?
En primer lugar, ¿cómo puede decir que estos análisis no son reproducibles?
¿Intentaron reproducirlos?

De hecho, una de nuestras solicitudes es precisamente que se reproduzcan y para este propósito, por ejemplo, se han publicado las metodologías relativas a los análisis metagenómicos, y lo mismo ocurrirá en breve para los químicos.
En segundo lugar, si no es transparente publicar los resultados tan pronto como los tengamos, y al mismo tiempo enviarlos a las agencias farmacéuticas nacionales y europeas, así como al ministerio y otros organismos a cargo, ¿qué es? Pero tal vez nuestros héroes de la medicina moderna hubieran preferido que hubiéramos mantenido nuestras dudas, sin dejar salir nada, hasta que pudiéramos encontrar una revista científica dispuesta a publicarnos, y claramente en ese punto no habría sido suficiente porque la revista no tendría tenía el "Factor de impacto" apropiado. No, la asociación Corvelva, este bribón, ha revelado los datos, aclarando que es un análisis de primer nivel, realizado por laboratorios certificados, cuyo nombre se declarará públicamente solo después de las publicaciones "codiciadas", solo por ellos, porque ya sabes, en estos tiempos de caza de brujas e incendios en los medios es mejor tener cuidado ... nadie querrá que estos laboratorios paguen el precio de haber aceptado el trabajo encargado por los clientes equivocados ... nadie lo querría, ¿no?

Tercer punto: CIENTIFICIDAD. Pedimos a estos caballeros que den su definición de CIENCIA y luego aclaren, siguiendo la definición, cómo la medicina puede considerarse una ciencia exacta y cómo podemos avanzar en una ideología que no permita réplicas de un tratamiento preventivo de salud que de una manera completamente no científica, pretende hacerse pasar por "de probada seguridad y eficacia", y hacer de esta ideología una obligación legal y, por lo tanto, un TRATAMIENTO DE SALUD OBLIGATORIO.

Para facilitar la tarea, informamos un extracto de la enciclopedia de Treccani bajo el título "ciencia":

"Fue concebido (principalmente con G. Galileo, sí, el mismo que arriesgó la estaca porque lo que estaba profesando se consideraba herético, ed) como una concepción del conocimiento alternativo al conocimiento y las doctrinas tradicionales, como una síntesis de experiencia y razón, adquisición conocimiento verificable y para ser discutido públicamente (y por lo tanto libre de cualquier principio de autoridad) ". "Adquisición de conocimiento verificable y para ser discutido públicamente" "libre de cualquier principio de autoridad".

Por lo tanto, es bastante cómico que se nos acuse de estar en contra de la ciencia, si no fuera porque nos enfrentamos con un oscurantismo preocupante que los medios del régimen contribuyen a difundir, ya que la acusación proviene precisamente de quienes rechazan la confrontación y la publican. discusión de resultados, no ideas, datos, no creencias.

Renovamos nuestra invitación a todos: saque a la luz los análisis que usted dice que se llevan a cabo de manera rutinaria (posiblemente no los de los fabricantes, pero en ausencia de cualquier otra cosa, también estaremos satisfechos con aquellos) que refutan los datos de los análisis que comisionamos. Dé su evidencia científica de que lo que se informa es falso. Repita los análisis con laboratorios independientes, o póngase en contacto con la persona que los encargó y discuta los datos.

Si las únicas respuestas que puede dar son "nada es cierto", lo volveremos a enviar en breve cuando se publique todo y sus acusaciones extrañas, a nivel científico. Por cierto, ¿cómo es que nadie ha dicho nada y nadie habla sobre la cantidad de ADN fetal humano detectado en los análisis metagenómicos? Sin embargo, científicamente hablando, de 1.7 a 3.7 microgramos de ADN fetal humano dentro de la vacuna destinada a la población pediátrica, hay muchos. Cualquier comentario? ¿Sobre las mutaciones encontradas en el genoma del sarampión? ¿Sobre los presentes en el antitifico? ¿Sobre la ausencia de rubéola? ¿Algún estudio que decrete la inocuidad? Quizás solo respondamos a lo que es fácilmente "manipulado". Quizás ninguno de ellos realmente quiera comentar sobre LOS RESULTADOS.

Las respuestas a quienes agreguen "falacia" en las técnicas de laboratorio también llegarán en breve, pero mientras tanto, ¿DÓNDE ESTÁN SUS DATOS?

Una última pregunta: estos 130 nombres, ¿ponen sus caras con nombre y apellido o tenemos que estar satisfechos de que se mencione a una docena de expertos y de los demás confiamos? Los médicos que se atrevieron a poner sus rostros frente a sus opiniones personales lamentablemente pagaron el precio con radiación, mientras que no tienen nada que temer: ¿dónde están las firmas?

Gracias, feliz año nuevo, Corvelva


Comunicado de prensa en respuesta a este artículo: https://www.repubblica.it/salute/medicina-e-ricerca/2019/01/01/news/vaccini_la_protesta_degli_scienziati_basta_con_gli_allarmismi_-215645993/